Esta semana termina el otoño, se va con su perfume a tierra húmeda, su crujiente melodía de hojas secas, su sabor a las primeras setas y castañas asadas, sus colores degradados por el frío y su esencia melancólica, romántica. Para los que extrañan el otoño aún antes de haberse marchado y para los que en otras latitudes no han vivido esta estación, traemos esta caminata que sugiere sus compases en la avenida de la Paz en Ginebra, Suiza,

Una larga caminata que pasa por un museo de vidrio y cerámica, el Museo Ariana, la sede de la Cruz Roja que celebra los 150 años de su creación y la estatua de bronce del tantas veces nominado a Premio Nobel de la Paz Mahatma Gandhi, quien nació durante un otoño del año 1869. Recorrer esta avenida evoca las palabras de Gandhi: «No hay camino hacia la paz, la paz es el camino».

Compártelo:

Sobre el autor

Viajera independiente, venezolana de nacimiento y española de herencia. Ha fusionado su experiencia profesional en Marketing con el Periodismo de Viajes. Emprende cada viaje atraída por la diversidad cultural, la naturaleza, la gastronomía, la fotografía y la reflexión.

Leave A Reply